Un movimiento para matrimonios

Para descubrir y vivir la riqueza del sacramento del matrimonio a través del diálogo, la oración y la formación.

Un movimiento de matrimonios

Los matrimonios, reunidos en equipo, compartimos nuestras vivencias y nuestra fe, y nos ayudamos unos a otros acompañados por un sacerdote.

Un movimiento internacional

Para descubrir y conocer cómo los matrimonios viven su realidad de esposos cristianos en otras partes del mundo.

Un movimiento de espiritualidad conyugal

Para caminar juntos toda la vida comprometidos al servicio de nuestros hermanos, en la familia, en el trabajo, en la iglesia y en la sociedad, como Signo de Su Amor.

Los 5 minutos del Espíritu Santo – 11 de Noviembre

El último don del Espíritu Santo es el santo temor de Dios. Pero este don no tiene nada que ver con el miedo. Porque en realidad, “en el amor no hay lugar para el temor; al contrario, el amor perfecto elimina el temor” (1 Juan 4,18).

El santo temor de Dios es la capacidad de reconocer que Dios siempre es infinitamente más grande, que nos sobrepasa por todas partes, que nunca podemos abarcarlo. El amor nos permite descubrir a Dios muy cercano y lleno de ternura, pero el santo temor nos permite reconocer que nuestro amor nunca puede agotar a Dios ni poseerlo completamente, ya que él es el infinito e inabarcable, que está por encima de todo. Este don nos permite recordar que nunca dejamos de ser sus creaturas, y nos ayuda a ser muy cuidadosos para no ofender a Dios, para no desagradarle con nuestra conducta, porque él es el Santo.

Padre Jonathan Funes

Testimonios de consiliarios de Equipos de Nuestra Señora